Bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate, receta para un desayuno o merienda especial

Bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate, receta para un desayuno o merienda especial

Dentro de nada os hablaré de un nuevo libro que compré hace poco y esta receta es una adaptación de una de las deliciosas fórmulas que contiene. El bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate es una auténtica maravilla: jugoso, rico, con un toque de alcohol…

En mi caso particular utilicé vino de Jerez y el resultado ha sido fabuloso. Me recuerda mucho a un bizcocho que tengo publicado en mi blog de chocolate y whisky. En realidad no se distingue si lleva vino u otro licor, pero por favor utilizad uno de buena calidad, sea como sea que lo preparéis.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Mantequilla a temperatura ambiente
    165 g
  • Azúcar
    150 g
  • Huevo M
    3
  • Harina bizcochona con levadura
    165 g
  • Cacao en polvo puro
    15 g
  • Vino tinto
    65 ml
  • Canela molida un pellizco
  • Sal un pellizco
  • Chocolate negro en trocitos
    50 g

Cómo hacer bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    1 h
  • Elaboración
    25 m
  • Cocción
    35 m

Calentamos el horno a 180ºC con calor arriba abajo sin aire. Engrasamos y enharinamos un molde redondo de 20 cm de diámetro. Batimos la mantequilla con el azúcar hasta formar una crema suave. Agregamos los huevos de uno en uno, teniendo cuidado de batir bien el primero antes de echar el siguiente.

Tamizamos la harina junto al cacao, la canela y la sal y echamos el conjunto alternándolo con el vino. Removemos bien con una lengua repostera y por último incorporamos los trocitos de chocolate. Mezclamos para que los trocitos se esparzan por la masa y la vertemos en el molde.

Horneamos durante unos 35 minutos, más o menos, hasta que el bizcocho esté hecho. Retiramos del horno, dejamos en el molde durante 10 minutos, retiramos del mismo, y esperamos que el bizcocho se enfríe totalmente sobre una rejilla.

Bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate. Receta paso a paso

Con qué acompañar el bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate

El bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate debe tratarse como cualquier otro y mantenerlo alejado del aire o la humedad. Bien envuelto en film transparente de cocina os puede durar varios días. Resulta un postre muy jugoso, así que aguanta perfectamente.

También te recomendamos


Receta de bizcocho de anís y limón (con sabor a antaño)


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


Bizcochitos o muffins integrales de almendra y nata. Receta para el desayuno


La noticia

Bizcocho de vino tinto con trocitos de chocolate, receta para un desayuno o merienda especial

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Unodedos

.

via Directo al Paladar http://bit.ly/2ljnzTq

Tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso, receta

Tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso, receta

Cuando el ritmo de nuestras vidas se vuelve frenético no nos queda más remedio que acudir a recetas más sencillas y rápidas para cenar. Como no vamos a tomar siempre cremas, sopas, o ensaladas y pescado, para algunos días de capricho nos preparamos unas tosta como esta de rúcula, pera, rabanitos y queso.

El queso que utilizamos para esta tosta en concreto es Gorgonzola, pero combinado con el dulzor de la fruta, la pera, podemos utilizar cualquier queso fuerte que nos guste. Eso sí, siempre que la combinación dulce salado sea de nuestro agrado.

Ingredientes

Para 2 unidades
  • Pan de hogaza artesano, 2 rebanadas
  • Rúcula
    50 g
  • Pera
    1
  • Rabanitos
    4
  • Queso azul
    25 g
  • Aceite de oliva virgen extra

Cómo hacer tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    15 m
  • Elaboración
    15 m

Tostamos las rebanadas de pan. Lavamos y secamos muy bien la rúcula. Lavamos y secamos la pera y los rabanitos. En el plato de presentación colocamos las rebanadas de pan tostado y las regamos con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.

Encima colocamos la rúcula y sobre ésta rodajas de pera y rabanitos al gusto. Por último coronamos con trocitos de queso azul. Podemos aliñar con unas gotas de aceite de oliva o bien servir así.

Tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso. Receta paso a paso

Con qué acompañar la tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso

Esta tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso debe hacerse en el momento de comerla para que los ingredientes no se oxiden. Si tenemos una mandolina de cocina para cortar mucho mejor, sino cortaremos los elementos con cuidado ayudándonos de un cuchillo bien afilado.

También te recomendamos


Bombón de manchego, anchoa y pimiento rojo con cobertura de Oporto, un aperitivo especial para recibir el año nuevo


Baguette al horno rellena: receta para una cena diferente


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


La noticia

Tosta de rúcula, pera, rabanitos y queso, receta

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Unodedos

.

via Directo al Paladar http://bit.ly/2jXmF2r

Ensalada de espárragos y huevos de codorniz. Receta

Ensalada de espárragos y huevos de codorniz. Receta

En cuanto vi esta receta de ensalada de espárragos y huevos de codorniz en Sweet Paul sabía que no tardaría en elaborarla ya que son ingredientes que me encantan y que comemos a menudo, al menos sí los espárragos verdes, que tomamos varias veces por semana.

El punto de los espárragos y de los huevos lo dejo a vuestra elección ya que depende si os gustan las verduras al "dente" o más hechas, y con los huevos sucede lo mismo, si no os agradan las yemas poco cuajadas, hacedlos más, aunque no os recomiendo que la cocción exceda los cuatro minutos en ningún caso, ya que entonces los huevos estarán totalmente pasados.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Espárragos trigueros finos, un manojo
  • Huevo de codorniz
    6
  • Agua
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Zumo de limón
  • Guindilla

Cómo hacer ensalada de espárragos y huevos de codorniz

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    25 m
  • Elaboración
    20 m
  • Cocción
    5 m

Cocemos los huevos de codorniz en agua salada durante 1 minuto y medio. Sacamos del agua y cortamos la cocción reservando en agua fría. Mientras limpiamos los espárragos verdes sacando parte del tallo. Escaldamos en agua hirviendo durante un par de minutos y echamos en agua helada para conservar el color y el punto de cocción.

En una bandeja de presentación colocamos en la base los espárragos laminados, como están al dente es muy simple hacer esta tarea con una puntilla. Pelamos los huevos de codorniz y con la hoja de un cuchillo húmeda los cortamos por la mitad, teniendo cuidado de no derramar la yema.

Colocamos sobre los espárragos y regamos con una vinagreta hecha de sal, zumo de limón, aceite de oliva virgen extra y guindilla troceada. El punto lo hacemos al gusto para que cada uno se ponga su aliño como más le guste. Cuidado con la guindilla si el picante no os gusta. Servimos inmediatamente.

Ensalada de espárragos y huevos de codorniz. Receta paso a paso

Con qué acompañar la ensalada de espárragos y huevos de codorniz

La ensalada de espárragos y huevos de codorniz es conveniente hacerla justo cuando vayamos a tomarla para que los espárragos no se oxiden y los huevos de codorniz conserven la yema semi líquida. Para acompañar es ideal un vino blanco, el que os guste, aunque yo tiro a los de mi tierra: un Albariño, Ribeiro o buen Godello.

También te recomendamos


Ensalada de maíz fresco salteado y pollo: receta saludable


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


Ensalada cremosa de pepino: receta ligera y refrescante


La noticia

Ensalada de espárragos y huevos de codorniz. Receta

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Unodedos

.

via Directo al Paladar http://bit.ly/2FJRYIW

Macarrones con mayonesa al horno, una receta sencilla para sorprender

Macarrones con mayonesa al horno, una receta sencilla para sorprender

Lo cierto es que nunca había probado el típico napado de mayonesa al horno y cuando me encontré con esta receta clásica de Doña Simone no me faltó tiempo para probarla. Los macarrones con mayonesa al horno son un acierto seguro que en casa nos han encantado.

Por supuesto utilizando mayonesa casera, que es lo que hice yo, el plato gana muchísimos puntos, pero en vuestro caso podéis optar por el formato que mejor se acomode a vuestro gusto. Para completar el plato os aconsejo añadir a los macarrones algo de proteína, como jamón, pollo o pavo, para que no resulte monótono.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Macarrones
    150 g
  • Queso Parmesano
    30 g
  • Aceite de oliva (o mezcla de oliva y vegetal)
    250
  • Huevo
  • Zumo de limón o vinagre
    5 ml
  • Sal

Cómo hacer macarrones con mayonesa al horno

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    35 m
  • Elaboración
    20 m
  • Cocción
    15 m

Calentamos el horno a 200ºC con calor grill. Cocemos los macarrones en agua hirviendo con sal dejándolos al dente. Escurrimos y reservamos mientras hacemos la mayonesa. En el vaso de la batidora echamos el huevo una pizca de sal, el aceite y unas gotas de vinagre.

Metemos el brazo triturador hasta el fondo y accionamos la batidora sin moverla hasta que veamos que la salsa ha ligado. Movemos entonces el brazo de la túrmix arriba y abajo suavemente hasta tener una textura homogénea.

Mezclamos los macarrones con el queso y los colocamos en una fuente para horno. Cubrimos con mayonesa a nuestro gusto y gratinamos hasta que ésta esté ligeramente dorada. Escurrimos con cuidado el exceso de aceite si lo hay y servimos inmediatamente.

Macarrones con mayonesa al horno. Receta paso a paso

Con qué acompañar los macarrones con mayonesa al horno

Esros macarrones con mayonesa al horno son para comer una vez al año o menos. Como veis es un plato calórico, así que cuidado con las raciones. Debe tomarse recién hecho, justo cuando lo saquemos del horno.

También te recomendamos


Coditos de pasta con trufa negra y queso pecorino, receta italiana lista en 12 minutos


11 recetas de pasta originales y deliciosas para celebrar el Día Mundial de la Pasta


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


La noticia

Macarrones con mayonesa al horno, una receta sencilla para sorprender

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Unodedos

.

via Directo al Paladar http://bit.ly/2xzmOeA

Receta de croquetas económicas de setas

Receta de croquetas económicas de setas

Las croquetas nos gustan a todos. Es un hecho, este aperitivo siempre es bienvenido en fiestas y reuniones familiares. Hoy he preparado unas croquetas económicas de setas, que creo que os van a gustar. Este año, la escasez de lluvias en el comienzo del otoño, hace pensar que va a ser una mala temporada de setas, por lo que su precio tenderá a ser alto.

Por eso, dentro de nuestro especial Navidad anticrisis, he preparado estas croquetas de setas, pero en lugar de frescas, si utilizamos setas deshidratadas o setas congeladas, podemos disfrutar de su sabor intenso sin gastar demasiado. Y el resultado que obtendremos será igualmente estupendo, ahorrando en estos tiempos difíciles.

Ingredientes para unas 30 croquetas

  • 1 litro de leche entera (sobrará), 15 gr de setas deshidratadas (yo usé rebozuelos), 1/2 cebolla, 3 cucharadas de harina, 100 gr de mantequilla. sal, pimienta y nuez moscada, huevos y pan rallado

Cómo hacer croquetas económicas de setas

Para este tipo de masa de croquetas, no vamos a hacer primero la bechamel partiendo de un roux de mantequilla y harina, sino que incorporaremos la harina al salteado de setas, y después, poco a poco, iremos añadiendo leche hasta obtener una bechamel ligeramente espesa, perfecta para nuestro cometido. Veamos cómo.

Comenzaremos picando media cebolla en trocitos muy pequeños y vamos rehidratando las setas, sumergiéndolas unos 20 minutos en agua templada. Tras ese tiempo tendremos una cantidad abundante, equivalente a unos 150 gr de setas frescas o congeladas.

Si usamos setas congeladas, las descongelamos dentro de la nevera, colocándolas en un colador sobre un plato hondo para que el agua escurra y no se queden encharcadas. Para ello habrá que ser previsores y hacer esa operación el día anterior y así obtendremos resultados óptimos. Las escurrimos bien y las picamos en trocitos pequeños, que serán los tropezones que encontraremos en cada croqueta.

croquetas.jpg

En una sartén amplia, fundimos la mantequilla y en ella rehogamos la cebolla picada y las setas durante unos tres o cuatro minutos. Salpimentamos y bajamos el fuego al mínimo y añadimos la harina de golpe. Con una cuchara de madera, vamos removiendo para que la harina se reparta sobre el salteado, cubriendo cada porción de cebolla y setas, y formando una especie de pasta pegajosa. Dejamos que se tueste la harina removiendo la masa hasta que comience a tomar color.

Añadimos un chorro de leche y removemos la pasta, dejando que vaya absorbiendo el líquido, hasta que éste, prácticamente haya desaparecido. Seguimos añadiendo chorros de leche, y dejando que se disuelva la pasta, poco a poco, no tardaremos más de 15 minutos en haber añadido prácticamente tres cuartos de litro de leche o un poco más, hasta que nuestra masa de croquetas esté perfecta y a nuestro gusto.

croquetas1.jpg

Añadimos un pequeño toque de nuez moscada y apagamos el fuego, removiendo para integrar el sabor de la especia con el intenso sabor de las setas en la bechamel. Al haber hecho la masa de esta forma, la harina se ha ido comiendo poco a poco la leche, al absorberla, y no disolviéndose en ella, por lo que no nos quedará ni un sólo grumo. Además, las setas han estado todo el tiempo en la bechamel, por lo que han aportado su sabor durante mucho más tiempo. Probadlo y me contáis.

Extendemos la masa sobre una fuente y dejamos enfriar y reposar. Finalmente, solamente nos resta formar las croquetas, en esta ocasión las hice redondas, y las empané con huevo batido y pan rallado. El último paso es freír las croquetas en aceite de oliva muy caliente, escurrirlas sobre un papel absorbente y servirlas inmediatamente.

Tiempo de elaboración | 1 hora más el reposo
Dificultad | Media

Degustación

Esta receta de croquetas de setas, es como todas las croquetas un poco laboriosa, pero resulta muy económica, y se puede tener preparada con antelación, a falta solo de freír. Además las croquetas son un aperitivo excelente para completar una copa de vino o una cerveza fresquita. Pero si las queréis tomar como un segundo, o como plato único para una cena, podéis acompañarlas de una ensalada y tendréis el asunto resuelto.

En Directo al Paladar | Receta de verduras con ventresca de bonito
En Directo al Paladar | Receta de lasaña de setas

Ingredientes

Para 4 personas
  • Leche
    1 l
  • Setas deshidratadas
    15 g
  • Cebolla (media o una pequeña)
  • Mantequilla
    100 g
  • Harina de trigo
    80 g
  • Sal y pimienta al gusto
  • Nuez moscada molida una pizca
  • Huevo para empanar
  • Pan rallado para empanar

Cómo hacer croquetas económicas de setas

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    1 h
  • Cocción
    1 h

Para este tipo de masa de croquetas, no vamos a hacer primero la bechamel partiendo de un roux de mantequilla y harina, sino que incorporaremos la harina al salteado de setas, y después, poco a poco, iremos añadiendo leche hasta obtener una bechamel ligeramente espesa, perfecta para nuestro cometido. Veamos cómo.

Comenzaremos picando media cebolla en trocitos muy pequeños y vamos rehidratando las setas, sumergiéndolas unos 20 minutos en agua templada. Tras ese tiempo tendremos una cantidad abundante, equivalente a unos 150 gr de setas frescas o congeladas.

Si usamos setas congeladas, las descongelamos dentro de la nevera, colocándolas en un colador sobre un plato hondo para que el agua escurra y no se queden encharcadas. Para ello habrá que ser previsores y hacer esa operación el día anterior y así obtendremos resultados óptimos. Las escurrimos bien y las picamos en trocitos pequeños, que serán los tropezones que encontraremos en cada croqueta.

croquetas.jpg

En una sartén amplia, fundimos la mantequilla y en ella rehogamos la cebolla picada y las setas durante unos tres o cuatro minutos. Salpimentamos y bajamos el fuego al mínimo y añadimos la harina de golpe. Con una cuchara de madera, vamos removiendo para que la harina se reparta sobre el salteado, cubriendo cada porción de cebolla y setas, y formando una especie de pasta pegajosa. Dejamos que se tueste la harina removiendo la masa hasta que comience a tomar color.

Añadimos un chorro de leche y removemos la pasta, dejando que vaya absorbiendo el líquido, hasta que éste, prácticamente haya desaparecido. Seguimos añadiendo chorros de leche, y dejando que se disuelva la pasta, poco a poco, no tardaremos más de 15 minutos en haber añadido prácticamente tres cuartos de litro de leche o un poco más, hasta que nuestra masa de croquetas esté perfecta y a nuestro gusto.

croquetas1.jpg

Añadimos un pequeño toque de nuez moscada y apagamos el fuego, removiendo para integrar el sabor de la especia con el intenso sabor de las setas en la bechamel. Al haber hecho la masa de esta forma, la harina se ha ido comiendo poco a poco la leche, al absorberla, y no disolviéndose en ella, por lo que no nos quedará ni un sólo grumo. Además, las setas han estado todo el tiempo en la bechamel, por lo que han aportado su sabor durante mucho más tiempo. Probadlo y me contáis.

Extendemos la masa sobre una fuente y dejamos enfriar y reposar. Finalmente, solamente nos resta formar las croquetas, en esta ocasión las hice redondas, y las empané con huevo batido y pan rallado. El último paso es freír las croquetas en aceite de oliva muy caliente, escurrirlas sobre un papel absorbente y servirlas inmediatamente.

Con qué acompañar las croquetas económicas de setas

Esta receta de croquetas de setas, es como todas las croquetas un poco laboriosa, pero resulta muy económica, y se puede tener preparada con antelación, a falta solo de freír. Además las croquetas son un aperitivo excelente para completar una copa de vino o una cerveza fresquita. Pero si las queréis tomar como un segundo, o como plato único para una cena, podéis acompañarlas de una ensalada y tendréis el asunto resuelto.

También te recomendamos


23 recetas con bechamel para tu menú de Nochevieja


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


Siete pinchos prenavideños para disfrutar del picoteo del finde antes de los banquetes familiares que se avecinan


La noticia

Receta de croquetas económicas de setas

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Pakus

.

via Directo al Paladar http://bit.ly/2BQO0ZN

Tartaletas de sobrasada con miel y piñones, receta fácil para el aperitivo

Tartaletas de sobrasada con miel y piñones, receta fácil para el aperitivo

Este año en la Feria Medieval pusieron un puesto de comida balear y por supuesto no podía faltar la sobrasada. Enseguida me puse a buscar opciones para elaborar algún canapé con este delicioso ingrediente y di con esta receta de tartaletas de sobrasada con miel y piñones.

Aunque la receta está hecha con Thermomix, no resulta complicado entender cómo se hace de forma tradicional, así que me he animado y el resultado es muy rico. Por favor utilizad miel muy suave de flores, y si no os gusta mucho, bajad la cantidad para no "matar" el sabor de la sobrasada mallorquina.

Ingredientes

Para 8 unidades
  • Aceite de oliva virgen extra
    5 ml
  • Piñones
    40 g
  • Sobrasada
    100 g
  • Miel suave, media cucharada
  • Base para mini tartaletas
    8

Cómo hacer tartaletas de sobrasada con miel y piñones

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total
    15 m
  • Elaboración
    5 m
  • Cocción
    10 m

Calentamos el aceite en una sartén pequeña. Agregamos los piñones y los tostamos ligeramente a fuego bajo. Echamos la sobrasada removemos durante un minuto y vertemos la miel por encima.

Mezclamos todo bien y cuando la miel esté bien integrada retiramos del fuego. Rellenamos las tartaletas con la mezcla de sobrasada, miel y piñones. Servimos al momento preferentemente.

Receta de tartaletas de sobrasada con miel y piñones - Paso a paso

Con qué acompañar las tartaletas de sobrasada con miel y piñones

Estas tartaletas de sobrasada con miel y piñones es mejor tomarlas recién hechas, aunque también las he probado frías y están muy ricas. Si no os atrevéis con la mezcla de miel y sobrasada, haced las tartaletas solamente acompañando la sobrasada con los piñones.

También te recomendamos


El nuevo campeón de League of Legends se llama Sylas, y viene a robarte la ulti


Cucharitas de crema de patata y huevo de codorniz: receta resultona de aperitivo para comer de un bocado


Canapés enrollados para los aperitivos de Navidad: tres recetas fáciles y rápidas (con vídeo incluido)


La noticia

Tartaletas de sobrasada con miel y piñones, receta fácil para el aperitivo

fue publicada originalmente en

Directo al Paladar

por
Unodedos

.



via Directo al Paladar http://bit.ly/2ibfGzk